Gran preocupación se ha apoderado entre los pescadores que acuden al parque Ascárate luego de la aparición de decenas de peces muertos en las orillas del lago.

“Pues nos tomó por sorpresa la noticia y pues ojala que las autoridades actúen pronto porque pues aquí es el único lugar donde podemos venir a pescar… y sin peces imagínese”, afirmó Marcos Soto, un pescador que tiene más de 50 años en esta actividad.

Por fortuna, dijo, las autoridades ya están tomando cartas en el asunto y esperemos que en breve se atienda esta emergencia mientras sujetaba la caña de pescar.

Y es que el Departamento de Parques y Recreación del Condado de El Paso informó que se encontraba al tanto de la situación que ha provocado la presencia de peces muertos en el lago ubicado dentro del Parque Ascárate.

Se dijo que el pasado viernes 4 de octubre se envío una muestra del agua estancada en el lago al laboratorio del Departamento de Parques y Vida Salvaje de Texas (TPWD, por sus siglas en inglés), con sede en San Angelo, Texas.

De acuerdo los resultados de la prueba y los encontrados también por la Comisión de Calidad Ambiental de Texas (TCEQ, por sus siglas en ingles), la muerte de estos peces fue provocada debido a un choque de oxígeno disuelto causado por las fuertes lluvias y días nublados recientes en la región.

“Ya vimos que prendieron la bomba y todas las fuentes del lago están funcionando, antes no se veía eso”, dijo Juan Rodríguez Zaragoza, otro de los pescadores al tiempo que lanzaba al algo pedazos de comida.

Comentó que el movimiento de las aguas genera oxígeno y de esa manera los peces se mantienen seguros en su hábitat.

Durante un recorrido realizado por El Diario de El Paso se pudo apreciar una gran cantidad de peces muertos en las orillas del lago.

Sin embargo también agregó que esperan que el Condado siembre más peces debido a que han muerto cientos de las diversas especies en los últimos meses.

Por lo pronto aseguro: “hemos visto el pez carpa alrededor del lago, que es una especie que vive en agua dulce, y está emparentado con la carpa dorada”, dijo el experto pesquero.

Se dijo que el Departamento de Parques y Recreación del Condado de El Paso se encuentra trabajando con TPWD para asegurar que la calidad del agua mejore antes de que más peces vuelvan ser lanzados al lago.

Y es que trascendió que en el mes de diciembre el Departamento de Parques y Vida Silvestre de Texas introducirá peces ‘trucha’ para preservar la especie y abastecer la demanda de la pesca recreativa del público.

La ‘siembra’ se dará luego de que se realicen pruebas al agua y asegurar la reducción de la presencia del alga dorada, flora peligrosa para los peces externaron especialistas de Parques Condado de El Paso.

Regularmente se siembra la trucha arco iris que proviene de un criadero en San Marcos, Texas, misma que es transportada en una unidad especial de incubación con control de temperatura y equipada con tanques de oxígeno.

Trabajadores de Parques del Condado manifestaron que constantemente mantienen vigilancia en el lago a fin de detectar y destruir el acumulamiento de algas.

Los pescadores que acuden al lago, se dijo, requieren de una licencia de pesca, ser mayores de 17 años, y el límite diario de pescados es de cinco por día.